PROU convoca a la sociedad catalana: ¡ni un paso atrás en la abolición!

La plataforma antitaurina PROU se moviliza para impedir que el Govern legalice la vuelta de las corridas de toros a Catalunya

Este miércoles, 4 de junio, la comisión de Agricultura del Parlament ha aprobado solicitar al Govern la regulación de las corridas de toros sin sangre, celebradas por algunos ganaderos de Terres de l’Ebre como espectáculos para turistas, y conocidas como “tientas”. La propuesta, presentada por PSC, PP y Cs, ha sido apoyada por CiU, ERC, PSC, PP y Cs, con la abstención de ICV y la ausencia de CUP.

Precisamente, dichas exhibiciones en Terres de l’Ebre fueron suspendidas por orden judicial el pasado 12 de septiembre como medida cautelar por incumplir la ley de protección animal, aunque el procedimiento judicial sigue su curso. Como reacción a la decisión del Parlament, la plataforma antitaurina PROU ya ha iniciado acciones para impedir que se regulen estos espectáculos que son ilegales desde el 1 de enero de 2012, cuando entró en vigor la Ley 28/2010, de 3 de agosto, que prohibió las corridas de toros en Catalunya, “así como los espectáculos taurinos de cualquier modalidad que tengan lugar dentro o fuera de las plazas de toros”.

Movilización de PROU
Desde la Plataforma, en la que se gestó la iniciativa legislativa popular que impulsó dicha ley con más de 180.000 firmas, se ha convocado a todas las fuerzas abolicionistas del territorio catalán a una asamblea popular y participativa que se celebrará el 21 de junio en Barcelona. El objetivo del encuentro será la movilización de la sociedad catalana para impedir que los parlamentarios atenten contra la dignidad de Catalunya, un territorio orgulloso de ser reconocido internacionalmente como pionero en la protección de los animales gracias a la histórica abolición de las corridas de toros.

Una vez conseguido ese salto evolutivo, PROU apela a la coherencia del Govern recordándole que la abolición fue aprobada el 28 de julio de 2010 por mayoría absoluta por el mismo Parlament, con 68 votos a favor (entre ellos, 32 de CiU i 3 de PSC, además de los de ICV y ERC), 55 en contra (de PP y Cs, además de 7 de CiU y 31 del PSC) y 9 abstenciones.

Leonardo Anselmi, uno de los portavoces de PROU, asegura que “por mucho que el Parlament pida al Govern regular estos espectáculos, esto no puede hacerse de ninguna manera: el Govern no puede vulnerar la Ley. De todos modos, por prudencia y prevención, comenzaremos algunas movilizaciones y reuniones con el movimiento y comunicaremos la situación a todas las instituciones, personas y sectores que nos apoyaron. Por otra parte, esa actividad no es una tienta propia de la actividad ganadera, y si lo fuera, dado el maltrato que se inflige en una tienta, estaría prohibida de antemano por la ley”.

Anna Mulà, abogada especializada en derecho animal, aclara que “la única manera de legalizar estas actividades, auténticas corridas de toros sin sangre prohibidas por ley, es modificar otra vez el artículo 6 de la Ley de protección de los animales para suprimir esta prohibición.”

Además, desde PROU se denuncia que la propuesta aprobada por el Parlament oculta la verdadera naturaleza de estas corridas, ya que las presentan como una actividad propia de las ganaderías para valorar la bravura de los toros, cuando en realidad son corridas realizadas por toreros profesionales ante un público que previamente ha pagado por presenciar esos espectáculos: “Tanto los ganaderos como los impulsores de la medida en el Parlament mienten porque en estas actividades se usan elementos propios de una corrida de toros, como capeas y banderillas de madera, e incluso se simula la muerte del toro con una espada”, explica Anna Carbonell, coordinadora de la Plataforma.

Por los animales, por la sociedad y por la dignidad catalana, la plataforma desplegará todos los mecanismos jurídicos, legales y sociales para impedir que se dé ni un paso atrás en la abolición de la tauromaquia, ni en la evolución en el respeto a los animales en Catalunya.